Las tiendas especializadas en objetos y elementos decorativos antiguos viven días dorados gracias a la revalorización del concepto ‘vintage’. Que la moda vintage ha sido y es un estilo que vuelve para quedarse, es un hecho.

Pero no solo en las prendas se pueden ver detalles que nos inspiran este look tan particular. Desde hace tiempo ha conseguido consolidarse como una de las últimas grandes tendencias en interiorismo. Cada vez son más las tiendas que, inspiradas en ciudades como Berlín, Londres o Nueva York, se deciden a crear un espacio único para este tipo de piezas, un pequeño museo al alcance de cualquier bolsillo.

Eso mismo nos cuenta Rosario Pavón, una de las socias de la tienda Buhoneras: “nos diferenciamos de una tienda de antigüedades en que no tenemos un estilo sobrio y clásico sino que jugamos con piezas divertidas, coloridas y colocadas con imaginación. Tanto es el éxito que está teniendo este nuevo concepto de negocio que muchos anticuarios nos dejan piezas suyas en depósito para que les sirvamos de escaparate y las puedan vender”. Y es que el mundo de la decoración vintage no se ha visto afectado por la crisis. Cada vez son más los clientes que buscan pequeños detalles que hagan de su hogar un espacio personal y característico.

El mundo de las antigüedades siempre ha estado ligado a una élite de la sociedad con un alto nivel adquisitivo, sin embargo, con el impulso de este estilo y de este tipo de tiendas, el arte y lo antiguo se presenta como un objeto que puede combinar a la perfección dentro de cualquier casa modesta: “nuestros precios son clave. Muchos clientes nos dicen que en ciudades como Madrid o Barcelona el tipo de objetos que tenemos de los años 50, 60 ó 70 se venderían por el triple de lo que lo hacemos aquí, pero nos quedamos contentas porque la gente se va feliz de haber encontrado ‘su cueva de Alí Babá’, como muchos la califican”, nos aclara esta buhonera.

Pero no todo vale para darle a tu casa un estilo vintage. Rosa nos señala que la combinación de estilos es fundamental: “si tienes una habitación clásica juega con elementos que le aporten color, que consigan impactar al que lo vea y, sobre todo, que lo hagan personal”. Parece que la idea está muy clara. Es momento de dar un toque de originalidad y personalidad a nuestro hogar. Mezcla, sueña, combina y saca del baúl aquellos objetos que siempre has llamado viejos porque ahora adquieren más valor que nunca.

Sitio | Buhoneras